忘れ物

Wasuremono - Objetos perdidos

Una exhibición de objetos heredados de Japón

15 DIC 19 HS

un proyecto curatorial de Soledad Uchima e Ignacio Chico 

con la participación especial de Mami Goda

Colaboración: Florencia Fridman

WASUREMONO es una exhibición de objetos originarios del Japón heredados por miembros pertenecientes a la comunidad Nikkei  en Argentina, que vincula los conceptos de legado y migración.

A través de una convocatoria se conformó un grupo de personas dispuestas a compartir sus objetos e historias dentro de la exhibición. Ellos son: Sayuri Estefanía Arakaki, Mariana Hanashiro, Mayumi Higa, Martín Niikado, Malena Higashi, Keiko Uchima, Manuela Trejo y Soledad Uchima.

 

El objetivo de este proyecto artístico es abordar el vinculo emocional con los objetos en relación con la historia de la inmigración japonesa en Argentina a través de los relatos de sus descendientes. 

れ (wasureru) Olvidar - Forget

物 (mono) Cosa, objeto, tema Thing, object, matter

  ¿Cuántos amaneceres y atardeceres han vivido estos objetos? Algunos, guardados en una caja polvorienta de recuerdos o dentro de algún cajón chirriante; otros, sobre una pared insípida de un living; o tal vez, todavía útiles en la cotidianeidad familiar. 

 

  Sabemos que nunca los abandonaron vilmente, o que vencidos por la fuerza, expiraron en el tiempo. Al contrario, persistieron por décadas en su serenidad transparente y presencia natural, donde asomaba la memoria. 

 

  Cada objeto no es solo un compuesto sensible de forma y materia, sino también relato. En este espacio faltan los datos que suelen figurar en las muestras de arte, como proveniencia, fecha, o técnicas. Lo único especificado es su pertenencia: la voz del relato. 

 

Si las agujas del reloj avanzan, se trata del tiempo. 

Si retroceden, del recuerdo. 

Shuji Terayama 

 

  Sabemos que el término “olvido”- del cual proviene la palabra “wasure-mono” (cosas olvidadas o perdidas)- señala el desecho de lo que se ha vivido, tanto se trate de un objeto físico o una memoria. Somos incapaces de negar esa reminiscencia que habita en el margen de la palabra “olvido”, pues de esta nunca se aparta la esperanza de ser otra vez valorizado.

Mami Goda

Sazae 栄螺 さざえ - Soledad Uchima

"¿Cuantas historias guardará la tetera de mi abuelo? 

En la casa de mis abuelos se mezclan las piezas de raku, los diseños de alfarería nikkei y la vajilla que fueron trayendo de cada viaje a Japón. Pero entre la colección de 300 piezas de vajilla se destaca la tetera sazae y sus recuerdos con sabor a jazmín."

Bento 弁当 - Sayuri Estefania Arakaki

"La caja de bento expuesta era de mi abuela, quien siempre preparaba comidas típicas para exponer en la mesa, como clásicos sushis, onigiris (triángulos de arroz rellenos envueltos de alga nori), o tempura (pescado o verduras fritas). Como la comida selecta es de pequeñas proporciones, se coloca de manera ordenada y en serie, con lo cual, al completar el espacio de la caja, se puede apreciar la comida de un modo visual que destaca su particular delicadeza."

Yotsudake 四つ竹 - Mayumi Higa

"El objeto pertenecía a mi abuela, Emiko Nomura de Higa, quien seguramente lo trajo desde su Okinawa natal al momento de emigrar a Argentina en los años cincuenta. Mantuvo las castañuelas guardadas durante muchos años, aunque las mismas muestran señales de uso por la pintura gastada (probablemente las haya heredado de su madre). Mi familia no supo del objeto hasta el fallecimiento de mi abuela, por lo que presumimos que guardaban un gran valor sentimental para ella."

Momotaro ももたろう - Manuela Trejo

"Este libro lo trajo mi bisabuela de Japón, para leérselo a sus nietos. Ella solía aparecer

con libros japoneses, quizás esperando justamente este desenlace. Luego mi mamá paso a

leernos el cuento a mi hermano y a mi, y recuerdo cómo le hacíamos preguntas y ella

contestaba naturalmente. Pero mi mamá nunca aprendió a leer en japonés -hay algo de

rebeldía respecto de sus raíces- y su contacto con la historia de Momotarou fue igual que la

que tuvimos mi hermano y yo: viendo las imágenes, imaginando todo lo demás."

Cuadro 日本の龍 - Mariana Hanashiro

"Este objeto lo trajo mi oshi de Okinawa, en los años 70s,  cuando fue a visitar a su hermano y a despedirse de su padre, quien estaba por fallecer. Entre sus objetos, cada hijo eligió uno en su recuerdo. Mi oshi escogió este cuadro, que ante la muerte de su padre, el dragón representa su deseo de la fuerza de toda la naturaleza."

Sanshin 三線 - Martín Niikado

"A mi papá le voy a agradecer toda la vida, cuando le pedí una guitarra criolla me trajo el sanshin de mi abuelo, comenzar a practicar a los 15 años significó poder integrarme en la colectividad okinawense, entender de donde venía, y abrirme las puertas a mis raíces que no conocía.

Si para mi abuelo el sanshin significaba recordar a su familia y mantener la conexión con su cultura, para mí el sanshin significó el punto de partida para poder aprender constantemente de las raíces de mi familia."

Kimono 着物 - Malena Higashi

"Mi abuela y yo seguimos la tradición del Chado, el camino del té. Ella es mi sensei. El kimono es la prenda que se usa cuando una es anfitriona o invitada. Este kimono lo usó mi abuela y ahora lo uso yo, como legado de esa historia, como un hilo que nos une con Japón y con la familia."

Estuche militar 陸軍図嚢 - Keiko Uchima

"Desde los 18 años, keiko cuido este estuche militar que pertenecía a su papá. A la edad de 22, Ansei uchima, nacido en Okinawa fue enviado a Manchuria. 

El conflicto militar entre la República de China y el Imperio de Japón se libró entre el 1937 y 1945. Ansei estuvo por poco tiempo y fue el único sobreviviente de su pelotón.

Son pocos los recuerdos que se repitieron en el seno familiar, a pesar de los recuerdos traumáticos, estaba orgulloso de ser un sobreviviente y al llegar a Argentina tenía sus "meishi", tarjeta personal en japonés y español con su datos donde detallaba "condecorado en grado ocho en 1940" por el gobierno de japón."

Katsuobushi 鰹節 - Soledad Uchima

"Mi abuela Tsuruko lo usaba para rallar el katsuobushi, un pescado llamado bonito que se utiliza seco luego de pasar por el proceso de fermentado y ahumado. Ella cocinaba sus banquetes, lo incluía en la sopa, guisados y sushi. 

Hace un tiempo, hablando de este importante objeto con mi mamá, me confirmó que lo tenía guardado en la vitrina de mi casa junto a las reliquias y fotos familiares. Para mí no es solo un objeto, fue un wasuremono y ahora es un tesoro. "

忘れ物

Wasuremono - LOST ARTICLE

An exhibition of inheredited objects from Japan

15 DEC 7 PM

a curatorial project by Soledad Uchima and Ignacio Chico 

with the special participation of Mami Goda

collaboration/investigation: Florencia Fridman

                                   いくつの朝焼けと夕暮れを見てきたのだろう。埃の積もった箱の中から、あるいは軋む引き出しの奥から、それとも何て事のない居間の壁から。いまだ家庭の日常で活躍する物もあるだろう。 

                                       粗雑に放置されることもなく、力づくに扱われることもなく、長い年月に屈すこともない。その透明で、あり触れた姿の片隅に私たちは「記憶」を垣間見る。 

物は単に形式と物質の構成物ではない。物には「語り」がある。ここには通常展覧会で目にする作品の情報が欠如している。来歴、制昨年、技法など。ただそれらは、語り部としてそこに居る。 

 

時計の針が 

前にすすむと「時間」になります 

後にすすむと「思い出」になります 

寺山修司 

 

「忘れ物」とは、物質的に、或いは意識下に有ったものがもう無いことを意味する。一夫で、私たちはどうしても「忘れ物」という言葉のどこかに、おぼろげな記憶を見て止まない。そしてそこには再び想起されることへの切実な思いが隣在している。 

郷田 まみ